martes, julio 26, 2005

Nuevo padecimiento (broncoaspirada)

Hace ya varios meses que ningún broncodilatador llega a mis bronquios debiluchos. Yo creí que ya no habría tos que interrumpiera las pasiones a mitad de una beso baboso o de una lamida (babosa igual).
El verano le trajo fuerza a mis pulmones pero disfunción a mi esofago.
Resulta que ahora me broncoaspiro.
Cuando se pone lo mero bueno, al grado de correr el riesgo de hiperventilarme por tanto jadeo, zácatelas, que se me va la saliva por otro lado y cof, cof, cof.
Es castigo divino por andarme sobando las carnes con manos ajenas.

Esperaré la temporada de fríos para broncoldilatarme como es mi costumbre. Pobre Osiel, no hay fecha que me bese sin que le tosa en la cara.

11 comentarios:

Mister gonX dijo...

Me sorprende la facilidad con la que haces de algo cotidiano un suceso narratológico. Incluso tierno.

Soy fan.

X dijo...

¡Noooo maaaammm... Berenice, ni te hagas wey!

Eso en todo el ancho pinche mundo se llama Tuberculosis!...

Ya vé a ver al médico, y ¡obedece lo que diga! (¡chingáos!...)

Manuel Dávila Galindo Olivares dijo...

Podría ser un nuevo fetiche...

Dantés dijo...

sí y deja de fumar... eh! eh! jajaja

Cine Club Políticas dijo...

reze dos rosarios completos y 10 padres nuestros con 2 aves marías y esa broncoaspiración se terminará. De no ser asi pruebe los golpes de pecho

Sergio dijo...

Por los síntomas yo diría que es algún fenómeno asmatiforme.

Se supone que la adrenalina del momento debería dilatar tus bronquios por mas debiluchos que sean a menos que seas alérgica al sujeto o enigmáticamente ya estés mas que inmunizada.

Una desilusión el comentario.

Siempre he dicho que lo mejor que se puede hacer frente a un asmático en pleno ataque, es dejarlo solo. Cada uno sabe donde le aprieta el pecho. Y donde van los golpecitos.

Malakatonche dijo...

Te lo voy a decir al chile: necesitas una consulta médica con un profesional de reciente certificación -al menos, con 5 años dando consulta -, que se dedique a la medicina general y no ande pendejeando con cosas homeopáticas; seguramente tu garganta es popular hospicio de microbios, donde brindas cobijo y comida a un abundante cuadro bacteriológico y tu ni en cuenta.

Ya de perdida ve a la simiconsulta, chamaca de porra.

Plaqueta dijo...

¿Toserle en la cara a tu novio? Muchachita majadera.

Luis Ricardo dijo...

Como alguien que tosió de modo continuo de 1997 a 1998, te digo que el problema es el frío y los gatos. Y los gatos fríos.

es mi nombre Berenice dijo...

Mr. Gonx: Ohhstate.

X: ¡No!, pos cómo va a ser.

Manuel Dávila: Muy sexi ¿no crees?

Dantés: Tal vez, algún día...

Ivan: Los golpes de pecho, lleva en sí la penitencia y la solución, además de que también puede ser erótico.

Sergio: No sabía que podía broncodilatarme por exitación sexual.

Malakatonche: Ya fui a una simil (simil) consulta y me dieron un chorro de antibióticos.

Plaqueta: Para que sepa quien manda.

Luis Ricardo: Yo por eso no tengo gatos, ni fríos.

Malakatonche dijo...

En condiciones gramaticales normales, es simil consulta (tiene usté la boca llena de zurrazón).

En el terreno de la mercadotecnia, es como el simicondón: simi.

Simienjuague, simiaspirinas, simisales de uva, simieructo.